El libre albedrío… sí existe

 

A lo largo de mi vida he experimentado momentos en que podía controlar y decidirlo todo. Luego, vinieron vivencias que me movieron y descolocaron tanto, que sentí perder el control y casi enloquecer hasta el punto de sentirme desfallecer, pequeña y minúscula. Pero llega un día, en que me doy cuenta que, aunque no controle nada, hay algo sobre lo que sí puedo incidir y es en cómo gestiono y permito que me afecten las diferentes situaciones. No puedo hacer nada sobre lo que viví en el pasado (algo que me engancha), ni tengo idea de lo que me depara el futuro (algo que me crea incertidumbre), pero sí puedo elegir cómo gestiono y coloco dentro de mí las circunstancias que el universo me depara hoy (y eso me da seguridad). Y es en este instante, que me permito sentirlo, respirarlo y decidir. Ese es mi libre albedrío. Es resto, lo dejo en manos del universo que sabe mejor que yo qué es lo mejor para mi existencia.

 

 

 

 

2018-09-18T17:41:42+00:00
Esta Web Utiliza Cookies y Servicios de Terceros. Opciones de Privacidad Ok